• Estado

Penales veracruzanos pasan de “panzazo” prueba de la CNDH

  • E-consulta
Obtuvieron una calificación de apenas 6.9 en el Diagnóstico Nacional de Supervisión Penitenciaria de 2014

Xalapa, Ver.- Los cuatro penales estatales ubicados en Veracruz obtuvieron una calificación apenas aprobatoria de 6.9 en el Diagnóstico Nacional de Supervisión Penitenciaria realizado por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) de 2014, en el que se advierten pocas condiciones de gobernabilidad en la mayoría de los penales y problemas de sobrepoblación en casi todos los Centros de Readaptación Social (Ceresos).

En el estudio, dado a conocer esta semana por la CNDH, se establece que en los penales La Toma, en Amatlán; Duport Ostión, en Coatzacoalcos; el de Pacho Viejo y Acayucan, la calificación que año con año se establece ha ido a la baja desde 2011 a la fecha. Y este año se ubica en el tercer lugar más bajo desde 2006, cuando los Ceresos obtuvieron una calificación promedio de 6.09.

Además, en el periodo del 1 de enero al 31 de diciembre de 2014 se presentaron dos casos de suicidio en el penal federal de Villa Aldama y 12 quejas ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

El diagnóstico prevé el análisis de rubros como las condiciones de gobernabilidad, la capacidad de garantizar la integridad física y moral del interno, así como su estancia digna e incluso la capacidad de reinserción social. No obstante, entre los penales ubicados en el estado hubo incluso calificaciones de cinco puntos en estos rubros y aunque el promedio ubica a la entidad en la media nacional, no por eso significa que haya alcanzado buenas calificaciones.

Por ejemplo, en cuanto a sobrepoblación de penales, el federal de Villa Aldama presenta un alojamiento de reos de más de 500, pues mientras su capacidad es para 2 mil 896, durante la inspección se contabilizaron a 3 mil 254 reos.

Otro que presenta sobrepoblación es el de Acayucan pues su capacidad es de 451 internos y da cabida a más de 500. El penal de Pacho Viejo está en los límites de su capacidad pues resguarda a 850 internos, y sólo tiene capacidad para 924 espacios.

En el tema de quejas, el diagnóstico de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) revela que  en 2014 se presentaron 23 quejas de internos de penales en poder del estado ante la Comisión Estatal de Derecho Humanos resultado de doce quejas que se contabilizaron ese año.

Por su parte, en el caso del penal de máxima seguridad de Villa Aldama, el estudio revela que no se registraron quejas; sin embargo, sí se reportó el suicidio de dos reos y 48 riñas relacionadas principalmente con problemas de convivencia entre los residentes del penal.

Por cuanto hace a la evaluación promedio de cada penal estatal, el de Acayucan fue el que resultó más bajo ya que fue calificado con 6.74 puntos de los diez posibles; le sigue el de Pacho Viejo, con 6.85. En el caso del Dupon Ostión, ubicado en Coatzacoalcos, se registró una calificación de 6.87 y el de La Toma, en Amatlán, obtuvo una calificación de 7.27. 

Avc 

Versión para impresión