• Gobierno

Revela el SNSP incidencia delictiva en el estado de Veracruz

Xalapa, Ver.- La coordinación con las instituciones de seguridad del Gobierno de la República, la profesionalización y equipamiento de la Policía Estatal, así como la implementación del Mando Único para atender la seguridad pública en el 65 por ciento de la población, han permitido la disminución de los delitos de alto impacto en Veracruz.

Al dar a conocer las cifras presentadas por el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP) al cierre de 2015, el Gobernador del Estado habló sobre los índices que Veracruz presenta en los delitos de homicidios dolosos, secuestros y extorsión, y destacó que en delitos patrimoniales como el robo a casa-habitación y de vehículos, nuestra entidad registra cifras equivalentes a la mitad de la media nacional.

Refirió que según las cifras validadas por el SNSP respecto del año anterior, en el estado “tuvimos una tasa de 7.02 homicidios dolosos por cada 100 mil habitantes, cuando la media nacional fue de 14.48 por cada 100 mil habitantes”.

En el caso de los homicidios dolosos vinculados a la delincuencia organizada, durante 2015 Veracruz tuvo una tasa de 3.68 eventos por cada 100 mil habitantes, cifra sensiblemente menor a la media nacional, que es de 5.75 homicidios dolosos de este tipo‎ por cada 100 mil habitantes.

En secuestro y extorsión la entidad también registró cifras positivas. En el primer caso, informó, nuestro estado tuvo una disminución de un 33 por ciento; y al mismo tiempo, “nos colocamos como el estado con el mayor número de delincuentes aprehendidos dedicados a este lacerante delito, ya que se logró la histórica detención de 347 personas vinculadas con esta actividad, y se desarticularon 50 bandas”.

Por cuanto hace a la extorsión, el Gobernador aseguró que las cifras del SNSP muestran que el estado también registró una disminución de 51 por ciento durante el año pasado. De hecho, tuvo una tasa de 1.57 extorsiones por cada 100 mil habitantes, cuando la media nacional en el mismo periodo es de 3.81 extorsiones por cada 100 mil habitantes.

En el balance en materia de seguridad pública presentado ante los medios de comunicación, ‎señaló que en 2015, en Veracruz se registraron 278.41 robos por cada 100 mil habitantes, cuando la media nacional fue de 425 por cada 100 mil habitantes.

En el caso de robo de vehículos, las cifras se encuentran a la mitad de la media nacional, ya que mientras en el estado hubo una tasa de 50.55 robos por cada 100 mil habitantes, la media nacional fue de 119.47 robos por cada 100 mil habitantes.

El mandatario citó que el robo a casa-habitación disminuyó en un 2 por ciento con respecto al año anterior. “La tasa de este delito en la entidad durante el año 2015 fue de 56.85 robos por cada 100 mil habitantes, cuando la media nacional fue de 66.33 eventos por cada 100 mil habitantes”. Y dijo que el delito de robo a transeúnte y/o asalto disminuyó en un 5 por ciento respecto en comparación con el año anterior.

Este avance en el combate a la delincuencia coloca a Veracruz como el tercer mejor estado en la reducción de víctimas de delitos, y también el tercero con menor incidencia delictiva nacional, según la ‎Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública 2015 (ENVIPE) realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Dijo además que, de acuerdo con la Fiscalía General del Estado (FGE), durante el año anterior la Policía Ministerial logró la captura de cuatro mil 644 individuos, de los cuales destacan más de mil 200 relacionados por la comisión de delitos de alto impacto.

En ese mismo lapso, fueron localizadas 599 personas denunciadas como desaparecidas. La mayoría de ellas, no vinculadas a delito.

El Gobernador aseguró que se mantendrá una estrategia de estrecha colaboración con el gobierno federal, lo que implica, incluso, la presencia de la Gendarmería Nacional en casos excepcionales como sucedió en el municipio de Tierra Blanca, donde se ha intensificado el operativo de búsqueda y localización de los cinco jóvenes desaparecidos.

“Se hará valer la justicia y el Estado de Derecho frente a aquellos elementos que transgredan la Ley al amparo de su responsabilidad”, aseguró el mandatario estatal.

Finalmente, reiteró que su gobierno no escatimará ningún recurso material ni humano en la responsabilidad de mantener la paz social y la seguridad pública, porque “el bienestar de los veracruzanos sólo admite el compromiso reiterado de sus autoridades de no bajar la guardia, y trabajar de forma cercana a sus necesidades.”

Versión para impresión