• Mundo

Ante la presión, Trump ordena detener la separación de familias

  • La Silla Rota
El presidente de Estados Unidos firmó este miércoles la orden para detener la polémica medida

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, firmó este miércoles una orden para detener la polémica medida de separación de familias en la frontera, ante la creciente presión nacional e internacional.

"No me gustaba la imagen de ver a familias siendo separadas", señaló Trump.

Unos 2.800 menores de edad que han llegado a Estados Unidos desde octubre de 2017 han sido separados de sus padres al llegar a la frontera, según datos de las autoridades estadounidenses.

La mayor parte de estos casos, unos 1.995, se produjeron entre el 19 de abril y el 31 de mayo pasado.

[relativa1]

Las imágenes de decenas de niños llorando en lugares enrejados y los audios de niños llorando difundidos por los medios en días recientes han generado fuertes críticas al gobierno contra esta medida, no solo desde la oposición política sino además desde las propias filas del partido republicano, así como de representantes de sectores sociales, económicos y religiosos.

Justo el día anterior, Trump había afirmado que las manos de su administración estaban atadas sin la acción del Congreso.

"Bajo la ley actual, tenemos solo dos opciones de política para responder a esta crisis masiva. Podemos liberar a todas las familias y menores inmigrantes ilegales que se presentan en la frontera desde Centroamérica o podemos arrestar a los adultos por el delito federal de entrada ilegal . Esas son las dos únicas opciones, las fronteras totalmente abiertas o el enjuiciamiento penal por la violación de la ley ", dijo el Presidente.

El miércoles por la mañana, cambió de rumbo, aunque no quedó claro qué era exactamente lo que figuraba en la orden ejecutiva. Una fuente familiarizada con el lenguaje dice que no pone fin a la política de "tolerancia cero", sino que se centra más estrictamente en poner fin a las separaciones familiares al permitir que las familias sean detenidas juntas.

[relativa2]

Aun así, era casi seguro que la medida enfrentaría acciones legales inmediatas que desafiaran la autoridad de la administración de mantener detenidas a las familias detenidamente.

Esta fuente señaló que aún no está claro cómo las familias que están actualmente separadas se reunirán.

El presidente no estaba obligado a firmar nada para cambiar la práctica de la administración que provocó indignación. Podría haber revertido la práctica de separar a los niños de sus padres con una llamada telefónica.

Las órdenes ejecutivas generalmente requieren información de la Oficina del Asesor Legal. Los detalles de la orden ejecutiva se han resuelto entre la Casa Blanca, el Departamento de Justicia y el Departamento de Seguridad Nacional, dijo una fuente.

[relativa3]

La Casa Blanca puede encontrarse con dificultades legales si la ordenejecutiva requiere que las familias permanezcan intactas juntas indefinidamente ya que un decreto de consentimiento federal conocido como el acuerdo de Flores dice que los niños deben ser liberados después de 20 días.

 

Versión para impresión