• Estado

Aumentan salarios de hambre: veracruzanos trabajan más horas y sin prestaciones

  • Miguel Ángel León Carmona
En Veracruz se dispararon un 12 % los empleos de más de 48 horas semanales; 1 millón 80 mil de jarochos tampoco cuentan con prestaciones

Xalapa,Ver. - De acuerdo con el primer reporte trimestral de desocupación de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (enero-marzo 2019), en Veracruz se dispararon en un 12 por ciento los empleos que implican más de 48 horas semanales, en comparación con el mismo periodo de 2018. 

El informe que es público, detalla que la cifra pasó de los 908 mil 832 veracruzanos que aceptaron un trabajo con estas condiciones a 1 millón 42 mil personas que laboran, en promedio, más de las ocho horas diarias que establece la Ley Federal del Trabajo. 

En contraste, en la misma comparativa de tiempo, los empleos con acceso al Seguro Social disminuyeron un .04 por ciento, pasando de los 2 millones 384 mil 150 empleos (septiembre- diciembre 2018) a los 2 millones 385 mil 334 empleos (enero-marzo 2019).

Para Rafael Arias Hernández, profesor de Economía e investigador de la Universidad Veracruzana (UV), las cifras son un reflejo de “lo que vemos en las calles y lo que padecen los hogares: están disminuyendo los ingresos. La gente que gana entre 1 y 3 salarios mínimos (entre 102 y 308 pesos) son casi dos millones 300 mil personas”. 

“Hay un problema de empobrecimiento ocasionado por el fracaso del estado neoliberal que arruinó y desplazó al estado del bienestar. Este gobierno está padeciendo las consecuencias. Mi sugerencia es que precisen estos datos. Es alarmante que muchos de los indicadores sobre empleo lleven días bloqueados por la Secretaría del Trabajo federal”, dijo el académico. 

Según el reporte de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, de un total de 3 millones 265 mil 354 veracruzanos “ocupados” o con empleo, 2 millones 489 mil 859 personas deben trabajar entre 35 y 48 horas o más a la semana para mantener su empleo, lo que equivale a un 23 por ciento de la clase trabajadora. 

Le siguen 542 mil 721 personas que trabajan entre 15 y 34 horas semanales y solo 151 mil 731 veracruzanos retienen sus empleos a cambio de jornadas que demandan menos de 15 horas a la semana. 

[relativa1]

Más del 70 por ciento de veracruzanos no cuentan con seguro social ni prestaciones 

En el mismo reporte trimestral, la Secretaría del Trabajo Federal reporta un total de 2 millones 090 mil 205 personas en condición de acceso a las instituciones de salud. De ese total, reporta, 1 millón 232 265 veracruzanos no cuentan con estas garantías. Es decir, más del 41 por ciento.

"¿Cómo es posible que el estado, en sus niveles estatal y federal, no estén dando el servicio básico y fundamental como es el Seguro Social? Con estos aspectos se puede notar con mucha claridad el empobrecimiento y el deterioro de los trabajadores de Veracruz", opina el economista Arias Hernández. 

De acuerdo con la información del Gobierno Federal, solo 848 mil 925 empleados cuentan con Seguro Social, mientras que 50 mil 864 reportan como “no especificado” ese rubro. 

De ese mismo total, 2 millones 090 mil 205 personas con empleo, 1 millón 080 mil 217 tampoco cuentan con prestaciones, 959 mil 124 sí poseen esos beneficios y 9 mil 15 aparecen como “no especificado”. Ese decir, más del 70 por ciento de los veracruzanos no cuenta con prestaciones.

[relativa2]

Se pulveriza la clase media jarocha 

Un tercer indicador que atañe al estado gobernado por el morenista Cuitláhuac García Jiménez es la disminución de empleos que ofrecen más de cinco salarios mínimos diarios (más de 510 pesos diarios), que pasaron del primer trimestre de 2018 al primero de 2019 de los 108 mil 743 empleos a los 61 mil 699. Es decir, un 43 por ciento.  

Con esa inercia se reflejan los empleos que ofrecen de 3 hasta 5 salarios mínimos diarios. Estos pasaron del primer trimestre de 2018 al primero de 2019 de los 243 mil 540 empleos a los 171 mil 860, una disminución del 41 por ciento.

“No podemos negar que hay una fuerte resistencia al cambio sobre las condiciones económicas en nuestro país. Precisamente, para ser consecuentes, hay que avisarle a este gobierno que, en primer lugar, haya esa información para saber qué tan mal les están dejando las condiciones y se necesita un diagnóstico claro y objetivo (…) No para aplaudir, para ser serviles, debemos pensar que no podemos ser un país con 60 millones de pobres y uno o dos de los hombres más ricos del mundo”, concluyó Rafael Arias.

[relativa3]

Versión para impresión