• Estado

Estudiantes veracruzanos aprenden protocolos ante balaceras

  • Redacción
Escuelas capacitan a los estudiantes para saber actuar ante los hechos de violencia que ocurren en las inmediaciones de los planteles

Xalapa, Ver.- Dentro de sus reglamentos internos de protección civil, los planteles educativos llevan a la práctica las medidas que deben tomar en caso de una balacera o algún otro hecho de violencia que ponga en riesgo la integridad física de los niños.

Protección Civil Municipal de Las Choapas, igual coadyuva en esas acciones, toda vez que los hechos de violencia se hacen cada vez más frecuentes en la ciudad, y no se está exento de que una escuela pueda ser ocupada como refugio de delincuentes, con intenciones de huir.

El director de la dependencia, Francisco Castillo Reyes, indicó que años atrás no era común que dentro de los protocolos de prevención en las escuelas, se tomara en cuenta el tema de balaceras, pero a raíz de que han ocurrido hechos en distintas regiones del país, se anexó ese punto, para protección de los niños.

Existe un documento del órgano estatal para Prevenir, Atender y Erradicar la Violencia en el Entorno Escolar, que señala en uno de sus apartados las acciones a implementar ante balaceras registradas en las inmediaciones de planteles educativos.

El protocolo indica que en primera instancia estos casos se deben reportar de inmediato al 911. 

En cuanto las acciones concretas a realizar por parte del alumnado y el cuerpo docente se detalla lo siguiente: 

1.- Permanecer en el salón, recostados, boca abajo, con los brazos al costado, alejados de puertas y ventanas. 

2.- Quienes se encuentren fuera del aula, deberán buscar e ir al espacio seguro más cercano. Debe evitarse correr durante un tiroteo. 

3.- Brindar apoyo especial a cualquier persona detectada como vulnerable. 

4.- Por ningún motivo debe evacuarse la escuela durante el tiroteo. Las y los alumnos están más seguros dentro de la escuela que en la calle.

5.- Si durante el tiroteo hay madres o padres de familia, tutores o representantes educativos fuera de la escuela, hacérles pasar y llevarlos a un lugar seguro. Quienes no logren entrar, deberán resguardarse en un sitio seguro externo. 

6.- De ser posible cerrar ventanas y puertas. 

7.- Durante el evento, con niñas y niños menores de 8 años, realizar actividades lúdicas, cantar o jugar adivinanzas. 

8.- Tranquilizar a quienes gritan, a los que hacen bromas o difunden rumores en el momento de la crisis. 

9.- Mantener comunicación con un contacto del exterior. 

10.- No asomarse por puertas o ventanas. No entrar en contacto con las o los agresores ni tomar fotografías o videos del suceso. 

11.- Si alguien resulta herido, brindar los primeros auxilios. 

12.- Evitar que el alumnado, las madres, padres, tutores, representantes educativos o el personal se acerquen a la escena y toquen las evidencias del hecho. 

En los recientes hechos ocurridos en el kínder “Eulalia Guzmán”, de la calle Los Mangos, en la colonia Aviación, las maestras cumplieron con el protocolo de salvaguardar la integridad física de los niños. Todo estuvieron tirados en el piso, como una medida de seguridad, ya cuando pasó el peligro, se les entregó a sus padres que llegaron atemorizados, pero se les notificó que los niños estaban bien, sólo algunos con crisis nerviosas.

Presencia MX / E-Consulta Veracruz

[relativa1]

Versión para impresión