¿Voceros de la delincuencia?

  • Aurelio Contreras Moreno

Dos piezas presentadas esta semana por dos periodistas de reconocimiento nacional en sus espacios radiofónicos, colocaron en la agenda el tema del papel de los medios ante la delincuencia organizada y el peligro de convertirse en voceros de los criminales.

El lunes 22 de septiembre, la periodista Carmen Aristegui presentó en su noticiero en MVS Radio una “investigación” en la que se exhibió un video en el que Eliseo Caballero, corresponsal de Televisa en Michoacán, y José Luis Díaz, director de la agencia informativa Esquema, están reunidos con el narcotraficante Servando Gómez “La Tuta”, a quien le ofrecían “asesoría” en temas de comunicación, por lo cual recibían un pago.

El equipo de Aristegui buscó a ambos periodistas para conocer su versión, y ambos se justificaron diciendo que si no hubieran accedido a las peticiones del jefe del cártel de los Caballeros Templarios, éste los habría asesinado.

El video en cuestión, según admitió la propia Carmen Aristegui, les fue enviado en una unidad de almacenamiento USB, como un “regalito” más de los que “La Tuta” acostumbra enviar a los medios para destruir la reputación de la gente con la que se ha reunido, lo que le ha costado su cargo y su libertad a algunos alcaldes michoacanos y hasta provocó la caída del gobernador Fausto Vallejo, luego de que su hijo Rodrigo apareció en otro video con el narcotraficante.

Aristegui fue criticada por servir de vocera de los intereses de los delincuentes al difundir este tipo de material, que efectivamente obedece a la estrategia de este grupo criminal, que al final consiguió lo que quería: la condena pública y la probable consignación penal de ambos periodistas, mismos que dejaron de serle útiles al capo.

Pero no fue el único caso. El martes 23, el periodista Ciro Gómez Leyva transmitió en su noticiero matutino en Radio Fórmula una entrevista con el “empresario” veracruzano Francisco Colorado Cessa, sentenciado a 20 años de prisión en la prisión de Bastrop, en el estado de Texas, por lavar dinero del cártel de los Zetas con la compra de caballos pura sangre, y que en la revista Newsweek Veracruz acaba de ser señalado como autor intelectual de los asesinatos de Raúl Gibb, quien fuera dueño del diario La Opinión de Poza Rica, y del dueño del hotel Isla Tajín, Uilses Caballero Salas.

En dicha entrevista –la segunda que en menos de dos semanas le hizo Gómez Leyva-, Colorado afirma que el ex candidato del PAN a la gubernatura veracruzana, Miguel Ángel Yunes Linares, le pidió dinero para su campaña a través de uno de sus personeros, Manuel Muñoz Gánem. “No les di nada”, afirmó Pancho Colorado.

Y de manera un tanto “extraña”, por no decir inducida, Colorado Cessa se apresuró a “aclarar” que en esa misma época, con lo único que “apoyó” la campaña a la gubernatura de Javier Duarte de Ochoa fue “con mi confianza y con mi voto”.

En la primera entrevista que le hizo Gómez Leyva, publicada hace unas dos semanas en Milenio Diario, el empresario negado por todos los políticos en Veracruz reconoció que había apoyado la campaña de Duarte de Ochoa, atajando de inmediato la pregunta con un “¿y eso qué tiene que ver?”.

En ambos casos, la delgada línea entre el interés político, la relevancia periodística y la ética profesional se cruza de manera casi imperceptible. ¿Actuaron ambos periodistas como voceros de la delincuencia para servir intereses ajenos al interés público?

Los lectores tienen la última palabra.

Twitter: @yeyocontreras

Versión para impresión

Anteriores

Aurelio Contreras Moreno

Licenciado en Ciencias de la Comunicación por la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP). Inició su carrera en el periodismo como reportero gráfico en el Diario “Cambio”, en 1995, en la ciudad de Puebla, siendo aún estudiante.

Fue Subdirector fundador de Diario “AZ Veracruz” y Subdirector de Información en Diario “AZ Xalapa”.

Entre 2005 y 2006 participa en el proyecto periodístico colectivo “Horas Extra”, el primer periódico gratuito que se publicó en el estado de Veracruz, y del cual fue uno de los fundadores e integrante del Consejo de Redacción.

De 2006 a 2014 fue Director Editorial de Grupo Líder, que edita la revista Líder en los estados de Veracruz y Puebla.

Actualmente es colaborador de la revista etcétera, del noticiario radiofónico “Infórmese” de  EXA FM en la ciudad de Matamoros, Tamaulipas, y autor de la columna “Rúbrica”, que se publica en diferentes medios de comunicación, impresos y digitales.