Sucesión ¿a la griegacruzana?

  • Rafael Arias Hernández

Faltan 507 días. 16 meses y medio.

Años y años  asegurando que había  finanzas estatales y municipales sanas. ¿En dónde están  miles de millones presupuestados y desaparecidos? ¿Qué  de la descomunal deuda pública?

Hoy. Inocultables déficit, insuficiencias y quiebras de las haciendas públicas en Veracruz. Notoria falta de obra pública e inversiones productivas. Servicios públicos insuficientes, malos y caros.

Tragedia griega veracruzana,  que en muchas formas influirá a  LA SUCESIÓN EN VERACRUZ.

Compruébese que para aclarar, no se cuenta con la lavandería de la contraloría; el órgano de simulación superior (ORFIS); y menos, con la minusválida tapadera comisión de vigilancia (¿?) del congreso local.

De años y años, ¿Dónde están registros y observaciones de quebrantos, deudas y afectaciones hoy aceptadas y las que faltan? ¿Doble contabilidad, distorsión informativa y encubrimiento institucionalizado?

Las lecciones ahí están,  vienen de todas partes y de todos los tiempos. Como en el viejo chiste de los perros de rancho. Quienes quieran aprender que aprendan y los que no, pues no.

Allá y acá: más de lo mismo y peor

México padece, descomunal endeudamiento gubernamental en aumento, ya  de más de un billón de pesos anuales y Veracruz sigue el ejemplo. Además,  bajo e insuficiente crecimiento económico, así como empobrecimiento y hambre crecientes.

Oportuno hacer comparaciones y reflexiones. En malas y peores finanzas, la real realidad, tarde o temprano  pone a todos frente al espejo griego.

De entre esas coincidencias de Grecia con Veracruz, resalta en primerísimo lugar,  que responsables y culpables no pagan ni pagarán daños y pérdidas, ni consecuencias. Quienes sí lo hacen y harán puntualmente, con intereses y por muchos años, son los de siempre. Los que aquí y allá, padecen y sobreviven con más limitaciones y sacrificios,  son las mujeres y hombres del pueblo. Pocos del gobierno, muy pocas veces son responsabilizados y castigados; por acá, lo  normal es  continuidad de impunidad.  

Otra coincidencia, ineficientes en gobiernos que, en Grecia y otros países,  han conducido a profundas crisis que continúan y continuaran.

Relacionarlos  es inevitable. En Veracruz empieza con Miguel Alemán el chico y persiste, convertida ya en la docena trágica. Casi 12 años de ineficiencias e insuficiencias gubernamentales han influido e influirán en el mediocre crecimiento o recesión de la economía veracruzana, y en su sobrellevado quebranto financiero.

Persisten, en ambos casos,  pobreza creciente, alto desempleo, más informalidad, bajos sueldos, así como pocas o nulas prestaciones. Y  el deporte gubernamental favorito: el despojo y  asalto de viejitos.

Malos y peores gobiernos, con cuestionada administración pública, tan cara como ineficiente y, en muchos casos, punto de apoyo y fortalecimiento de  formas de corrupción y delincuencia.

Y padecen  injustificados  e incontrolados  endeudamientos  que, en ambos casos, favorecen a unos cuantos y perjudican a la población; propician creciente austeridad popular; reiterado sacrificio de niños, jóvenes y viejos; disfuncionales y costosas políticas públicas; cara y encubridora simulación de la fiscalización;  continuidad de la impunidad, y otras.

Constitución de Veracruz ¿letra muerta?

Tiene razón Eduardo Coronel, cuando afirma que “la tragedia griega se parece mucho a la de Veracruz; con la diferencia de que aquí no hubo referéndum para declarar el impago”. (AZ.100715)

Podría agregarse que en asuntos públicos importantes no hubo ni habrá,  porque cumplir y hacer cumplir la ley es, en buena parte, simulación oficial, en muchos casos llega sólo a buenas  intenciones. Ni consulta ni participación ciudadana. Eso sí, todos a pagar a fuerza, deuda pública creciente, injustificada y desconocida en su monto total, características  y condiciones.

En fin, allá la cumbre europea se reúne para acordar que tan larga y gruesa es la cuerda del ahorcado  gobierno griego. Acá, responsables y culpables se preparan para reciclarse, en la continuidad de la impunidad, ya de perdis con una diputación que garantice  fuero. Hay incluso los que sueñan con la gubernatura, aunque sea la mini, de dos años.

El Olympo de la deuda veracruzana

Por lo pronto, entre los hasta hoy intocables y reciclables, semidioses endeudadores veracruzanos, sobresalen los ex de SEFIPLAN.

De ellos, Tomas, que ha logrado consolidar la mayor deuda estatal; y Ferrari el chico,  con el endeudamiento mayor más rápido. Claro que todavía se pueden superar.

Cierto. En Veracruz lo prometido es deuda.

+AcadémicoIIESES-UV@RafaelAriasH

Facebook:VeracruzHoydeRafaelAriasHdez

Versión para impresión

Anteriores

Rafael Arias Hernández

Actualmente es Investigador del IIESES y maestro de la Facultad de Economía de la UV.

Cuenta con  Licenciatura en Economía, por la Universidad Veracruzana. Obtuvo mención honorífica Cum Laude.  Maestría en Economía con especialización en Desarrollo Regional y sub especialización en Historia del Pensamiento Económico. Salt Lake City, Utah. USA. Diplomado por la U.V. en “Habilidades del Pensamiento”.  Alta Dirección AD2 Instituto Panamericano de Alta Dirección de Empresas. (IPADE). Becario en los programas Lincon-Juárez y LASPAU.  Asesor académico y maestro de Enseñanza Media, Esc. De Bachilleres Noc. “Art. 3º Constitucional”, Xalapa, Ver. Maestro en la Facultad de Economía, y de la Maestría en Desarrollo Regional. Historia Económica, Desarrollo Económico, Desarrollo Regional, Taller de Investigación, Metodología, Habilidades del Pensamiento y otras cátedras. Maestro en “Técnicas de Debate” de la maestría en Acción Política y Administración Pública, de la Universidad Anáhuac. Xalapa, Ver.

Director General Técnico y Secretario General de la Universidad Veracruzana.

En el Gobierno Federal, fue Delegado Estatal de la Secretaría de Comercio y Fomento Industrial en Veracruz, y Director de Desarrollo Regional en SPP. En el Gobierno del Estado de Veracruz ha sido Asesor Económico, Jefe de Prensa y Comunicación Social, Director General del Instituto Veracruzano de Cultura, Director General de Industria, Comercio y Estadística, Coordinador de Participación Ciudadana, Coordinador Ejecutivo del Comité de Planeación para el Desarrollo (COPLADEVER). SEFIPLAN, (2010)

Miembro de diversas Asociaciones Civiles y ciudadanas, como el Colegio de Urbanistas y Planificadores, el Colegio de Economistas; la Fundación Cambio XXI A. C.; y de la Fundación Colosio A.C. Colaborador de diversas revistas y publicaciones académicas. Articulista de diversos periódicos, y de otros medios de comunicaciones nacionales, estatales y municipales.